16 de julio de 2008

HUELGA GENERAL EN PERU CONTRA POLITICA ECONOMICA NEOLIBERAL


Huelga general paralizó Perú
Alan García reconoce que 60% de la población está descontenta
Miles de trabajadores de la construcción marchan hacia la plaza Dos de Mayo durante la huelga contra Alan. (AFP)

Víctor Juárez, LATINO / Lima
Un paro nacional en protesta por el alza del costo de vida y la privatización y concesión de tierras, aguas y bosques en la Amazonía paralizó parte del Perú este miércoles 9 de julio, e incluso se registraron brotes de violencia en varios departamentos del sur, la sierra y la selva del país.

Convocado por organizaciones indígenas y sociales, y la Central General de Trabajadores del Perú (CGTP), en todos los departamentos del país se realizaron inmensas marchas para protestar contra el Gobierno. Ante ello, el Presidente Alan García dijo que entiende que las protestas son producto del descontento de un 60% de la población, pero remarcó que no es a través de agresiones como se logrará una mejora en la situación económica.

En Madre de Dios miles de manifestantes, entre nativos, campesinos, mineros y pobladores, incendiaron la sede del Gobierno Regional de Puerto Maldonado, capital del departamento selvático más alejado de la capital. La protesta, que se desarrollaba de forma pacífica, se tornó violenta cuando los policías lanzaron bombas lacrimógenas contra los huelguistas.

En Huancavelica manifestantes incendiaron también el local del Programa Estatal Juntos, ente de apoyo social que funciona en el centro de la ciudad. En Ayacucho, Arequipa, Cerro de Pasco, Junín y Huánuco, las marchas también se tornaron violentas. En el Cusco se suspendió el servicio turístico de trenes hacia Machu Picchu, para evitar desmanes o atentados contra los turistas. En Ica la Carretera Panamericana Sur fue tomada por manifestantes por varias horas; y en Pisco fue tomada la vía Libertadores de Wari, que conecta a Lima con Ayacucho.

Aunque en Lima la paralización no fue total, quienes sí interrumpieron de forma unánime sus actividades fueron los maestros afiliados al Sindicado Único de Trabajadores de la Educación (SUTEP), pues los colegios lucieron casi vacíos. Durante uno de los principales mítines de la CGTP en la Plaza Dos de Mayo (Lima), el secretario general, Mario Huamán, calificó el paro de exitoso; no obstante, por la tarde el ministro del Interior, Luis Alva Castro, informó al país que éste fue un fracaso, pero reconoció que hay problemas por la desigualdad y la pobreza, “los cuales hay que resolver con el diálogo”. El resultado de la jornada fue de 220 detenidos por causar disturbios o daños a la propiedad pública.

Cambios en el gabinete peruano luego de la huelga

Luis Valdivieso, un economista de la Universidad de Boston, asumió hoy como nuevo ministro de economía de Perú, en reemplazo de Luis Carranza, quien renunció luego de un paro nacional
Valdivieso, de 57 años y quien ha vivido muy poco en Perú en las últimas décadas, juró el cargo ante el presidente Alan García, en una ceremonia cumplida en Palacio de Gobierno.

Los analistas dan por descontado que el relevo no implicará ningún cambio de fondo en el manejo económico del gobierno de García. El nuevo ministro, al igual que antecesor, es considerado un liberal "ortodoxo" y se pronostica que cerrará la caja fiscal con el mismo vigor con que lo hizo su antecesor.

Por otro lado, el anterior titular de la cartera, Luis Carranza, de 41 años, no explicó las razones que lo llevaron a dimitir, pero negó que haya sido por discrepancias con varios de sus colegas, quienes, según versiones periodísticas, le reprochaban su rigidez para no proveer de fondos a iniciativas sociales.

Justamente, su dimisión se da luego de la huelga nacional y movilización convocada la semana pasada por la Central General de Trabajadores de Perú (CGTP) que reunión a miles de trabajadores y campesinos, quienes exigieron una mayor redistribución de la riqueza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

GRACIAS POR DEJAR TU COMENTARIO...