1 de agosto de 2008

R. KARADZIC. CRIMINAL DE GUERRA, O MILITAR DERROTADO Y CHIVO EXPIATORIO?



Holanda. Acusado por 11 cargos, afirma que se le ha “secuestrado” y que teme por su vida
Karadzic revela pactos con EU´. El ex líder serbo bosnio afirmó ante el juez del tribunal de La Haya que acordó con Richard Holbrooke poner fin a la guerra a cambio de su retirada pública; el negociador estadounidense lo niega.

El juicio del caso 18/18 comenzó ayer en el Tribunal Penal Internacional de La Haya. El líder serbo bosnio Radovan Karadzic, de 63 años, vestido con traje azul oscuro, camisa blanca, pelo corto peinado hacia atrás y un semblante serio, acusado por once cargos de genocidio y crímenes de guerra, reafirmó la teoría sostenida por su familia de que había llegado a un acuerdo secreto con el negociador estadounidense Richard Holbrooke para poner fin a la guerra de Bosnia a cambio de su retirada de la vida pública. “Mi compromiso era retirarme de la vida pública, incluso de la vida literaria”, indicó Karadzic. “A cambio, Estados Unidos cumpliría con sus obligaciones”, dijo, sin especificar en qué consistían. Holbrooke “hablaba en nombre de Estados Unidos”, aseveró.

La familia de Karadzic defiende que Holbrooke, negociador ante el ex presidente serbio Slobodan Milosevic, prometió no entregar al ex jefe político de los serbo bosnios al tribunal, si desaparecía de la escena pública. Florence Hartmann, consejera y portavoz de la ex fiscal Carla del Ponte, ya había afirmado que antes de 1997, los soldados de la OTAN desplegados en Bosnia no hicieron nada para detener a Karadzic, pese a que éste se desplazaba a sus anchas por Pale, capital de la autoproclamada república serbia de Bosnia.

Holbrooke negó, en entrevista con la CNN, el acuerdo con Karadzic, pero afirmó en cambio que obtuvo de él el compromiso de retirarse de la vida política en julio de 1996. “Negocié un acuerdo muy duro. Tuvo que dimitir inmediatamente de sus dos cargos: el de presidente de la parte serbia de Bosnia y el de presidente de su partido. Y lo hizo”, dijo Holbrooke. “Pero cuando desapareció, hizo circular una información errónea sobre el acuerdo, diciendo que no se le perseguiría si desaparecía”, agregó en serbio, única lengua que usó. Karadzic denunció que su arresto fue un “secuestro” marcado por las “irregularidades” y que teme por su vida. También solicitó hacer uso del plazo legal de 30 días para declararse culpable o no de los cargos de genocidio, crímenes de guerra y contra la humanidad que le imputa el Tribunal Penal Internacional (TPI) para la ex Yugoslavia por su papel en la guerra de Bosnia (1992-1995). Interrogado por el juez Alphons Orie sobre la ausencia de abogados a su alrededor, Karadzic dijo: “Tengo un consejero invisible. He decidido asegurar mi defensa yo mismo, no sólo en mi comparecencia inicial, sino a lo largo de todo el proceso”. Su próxima audiencia tendrá lugar el 29 de agosto, una vez consumido el plazo de 30 días solicitado.

Alphons Orie, el juez,

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

GRACIAS POR DEJAR TU COMENTARIO...